• octubre 7, 2022

Oswaldo Landázuri: La reestructuración de la deuda de Ecuador con China dará un alivio de caja durante los años 2023 y 2024

 Oswaldo Landázuri: La reestructuración de la deuda de Ecuador con China dará un alivio de caja durante los años 2023 y 2024

Oswaldo Landázuri, analista económico.

Comparte en tus redes

El Ing. Oswaldo Landázuri, analista económico, manifestó en KCH Noticias y Opinión que el Ecuador tendrá un alivio de caja durante los años 2023 y 2024, pero también recalcó que al Fondo Monetario Internacional no se le han cancelado los préstamos recibidos, pronosticando que se tendrá una congestión del flujo de caja desde el 2025 con estos valores.

Con la reestructuración de la deuda de Ecuador con China, las cuotas de los préstamos que tenía que pagar el Estado ecuatoriano a China serán menores entre 2022 y 2025. La reestructuración permite un alivio en el pago de la deuda a los bancos chinos de USD 1.425 millones en esos cuatro años; es decir, ese valor se pagará a un mayor plazo, hasta 2027 y 2032, según el tramo de las obligaciones.

El gobierno logró una reducción de las tasas de interés de entre 0,2 y 0,9 puntos porcentuales respecto del 5% en promedio que se pagaba antes. Tras el acuerdo, el gobierno desembolsará a China USD 474 millones anuales en promedio entre 2022 y 2025. Sin la renegociación, Ecuador habría tenido que pagar USD 824 millones anuales en igual período. Lo anterior representa un alivio para las cuentas fiscales, en momentos en que Ecuador busca aumentar el gasto social y la inversión pública.

La reestructuración con China es positiva, porque reduce la presión frente a un 2023 en el que conseguir crédito será más complicado para el gobierno. Ecuador proyectaba conseguir USD 4.249 millones en 2023. De ellos, USD 1.000 millones podrían venir de una emisión de bonos. Pero, tras la renegociación con China, el gobierno tendrá que conseguir menos crédito. Con el reperfilamiento se reduce, además, la necesidad de Ecuador de emitir bonos en 2023. Y, en ese contexto, Ecuador podrá enfocarse en buscar más deuda multilateral.

Landázuri explicó que el país después de la pandemia creció menos que toda América Latina, y que este año el crecimiento de la economía sería alrededor de 2,7 %. También dijo que el crecimiento del país depende mucho de lo que suceda en las exportaciones e inversiones y de lo que haga el Gobierno con los dólares que ha recibido en recaudación y petróleo para dinamizar el consumo. Para el economista, la razón que explica la mayor inversión es que el país enfrenta un año preelectoral.

Las obras como puentes o nuevos parques tienen más peso para convencer a los votantes de municipios, prefecturas y juntas parroquiales.

Ing. Oswaldo Landázuri, analista económico.

En contraste, los gastos corrientes o “permanentes” sumaron USD 542 millones entre enero y mayo de 2022, un crecimiento de 4,8% frente a los cinco primeros meses de 2021. Dentro de esta categoría están pagos como sueldos de funcionarios, servicios básicos, publicidad y pago de intereses de deudas. Por otro lado, Landázuri cuestiona que los GAD consideren como inversión los gastos en festivales y conciertos de cantonización o fundación anuales.

El otro gran problema del país son los subsidios a los combustibles, entendiendo que el petróleo bajará aún más debido a que Europa continuará en recesión por la guerra entre Rusia y Ucrania, y Estados Unidos mantendrá la inflación. Como conclusión todo esto es una combinación explosiva que afectará a Ecuador como país dolarizado. (I)