Medidas de la banca privada no son automáticas, los clientes tendrán que pedir diferimiento de cuotas o refinanciación de deudas

 Medidas de la banca privada no son automáticas, los clientes tendrán que pedir diferimiento de cuotas o refinanciación de deudas

Dos soluciones temporales ofrece la banca privada del país a sus clientes, debido a las afectaciones económicas del coronavirus: el diferimiento de las cuotas de ciertos préstamos y la refinanciación de las deudas.

El interesado tendrá que pedir la aplicación de la medida a la institución correspondiente y esta revisará el caso priorizando “salvaguardar los depósitos de los clientes”.

Así lo indicó el presidente ejecutivo de la Asociación de Bancos del Ecuador (Asobanca), Julio José Prado, en entrevista con este Diario.

Prado informó que el pago de cuotas que serán aplazadas, “hasta por 60 días”, será para los créditos personales, microcrédito y aquellos de las pequeñas empresas.

“Por ejemplo, si un cliente mantiene un crédito hasta diciembre del 2020 y solicita diferir dos cuotas, estas se moverán al final del crédito, con lo cual las pagará en enero y febrero del 2021”, refirió.

Al ser consultado sobre si el diferimiento cabe también para hipotecarios, créditos corporativos, educativos u otros, contestó que el banco “revisará cada caso”.

Esta revisión se hará en las solicitudes de refinanciación.

“Los clientes podrán contactarse con sus bancos a través de los mecanismos habilitados para el efecto y solicitar la refinanciación de sus obligaciones”, explicó Prado.

Y continuó: “Los bancos realizarán el análisis pertinente para cada caso y ejecutarán sus procesos propios, a fin de encontrar una solución para aliviar los problemas de liquidez de los clientes”.

La pandemia del coronavirus mantiene al país en estado de excepción desde el pasado lunes, y esto incide en la economía, toda vez que la mayoría de negocios no atienden o lo hacen de forma parcial.

La noche del pasado martes en cadena nacional, el presidente Lenín Moreno anunció nuevas medidas económicas y tributarias para afrontar los efectos de COVID-19.

Entre ellas ofreció “créditos de contingencia para la recuperación productiva”.

Sin embargo, no precisó si serán concedidos por la banca privada o la pública, ni adelantó detalles de tales préstamos.

La Asobanca, que agrupa a 15 instituciones privadas, anunció sus medidas el pasado lunes.

Su titular descartó a este Diario que el aplazamiento de cuotas o el refinanciamiento de obligaciones podrían provocar iliquidez en el sistema.

“El nivel de liquidez del sector bancario privado es del 36% de sus activos totales, que es uno de los más altos de toda la región”, remarcó Prado.

La semana pasada la banca privada anunció que otorgará $12 000 millones en créditos en los próximos seis meses, es decir, 3,5 millones de operaciones crediticias individuales.

Entre el 2010 y 2019, según la Asobanca, el sector reportó utilidades por $3631 millones, de los cuales un 65% fueron capitalizadas para créditos.

En tarjetas de De Prati y Pycca no se cobrará mora

Cadenas de almacenes como De Prati y Pycca no cobrarán mora a quienes debían pagar estos días cuotas de las tarjetas de estas casas comerciales.

“Durante este tiempo no se generarán cargos por mora ni por pagos tardíos a los clientes cuyos vencimientos ocurran a partir del 17 de marzo, tampoco por emisión ni envío del estado del crédito. Los valores que se generen de manera automática serán reversados a partir de esta fecha”, informó De Prati a sus clientes.

Club Pycca tampoco generará cargos de mora ni pagos tardíos a sus clientes con fecha de pago del 18 de marzo. Esta empresa indicó que monitorea la situación y trabaja en estos cambios.

Ambas cadenas ya no atienden en sus tiendas físicas por las medidas adoptadas en el país por el coronavirus, sino por medio de sus portales web.

En De Prati, dice Soledad Ponce, gerente senior de marketing, están habilitados los servicios por internet de los bancos Guayaquil, Pichincha, Pacífico y Bolivariano, y los puntos de Western Union a nivel nacional y en los Bancos del Barrio, Mi Vecino, Tu Banco Aquí y Servipagos.

Además, explica Ponce, están abiertos los canales de consulta a través de la aplicación De Prati, «en la que nuestros clientes pueden realizar consultas sobre su estado de cuenta, últimos movimientos y detalles de su crédito directo».

La Asociación de Bancos Privados responde:

¿Qué tipo de créditos serán refinanciados? ¿Cuáles sí y cuáles no?

Los bancos privados aplazarán el cobro de las cuotas hasta por 60 días de los créditos personales, de microcrédito, los otorgados a pequeñas empresas, difiriéndolos sin recargo por mora al final del periodo originalmente pactado. Para el resto de deudas (créditos corporativos, de consumo, hipotecarios, etc.) se revisará cada caso, en virtud de que la situación de cada cliente es distinta y por lo tanto amerita un análisis individual específico de cada banco.

¿La decisión de la Asobanca alcanza también a las cuotas que pagan los tarjetahabientes (quienes tienen tarjetas de crédito)? Es decir, si me toca pagar la tarjeta los 20 de cada mes, eso se mantiene o no.

En el caso de tarjetas de crédito, cada banco efectuará un análisis y determinará el procedimiento respectivo bajo solicitud de cada cliente. Los clientes pueden contactarse con su banco, para que se efectúe el análisis de su solicitud de forma particular y se dé el trámite respectivo. (I)

Fuente: El Universo

Comentarios