• octubre 2, 2022

Coronavirus en el mundo: casos, muertes y los últimos datos de su evolución

 Coronavirus en el mundo: casos, muertes y los últimos datos de su evolución

El hallazgo de los anticuerpos podría eliminar la necesidad de repetidas vacunaciones de refuerzo y fortalecer el sistema inmunitario de las poblaciones de riesgo.

Comparte en tus redes

El nuevo coronavirus SARS-CoV-2, responsable de la enfermedad COVID-19, ha provocado hasta la fecha casi 580 millones de casos en el mundo y más de 6,4 millones de muertos, según el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins, que monitoriza la situación del coronavirus con los datos generales de todos los países del mundo desde el principio de la pandemia.

El mundo superó los 300 millones de contagios a principios de enero de 2022 y en tan solo un mes sumó otros cien millones a un ritmo frenético de más de tres millones de casos diarios de media, unas cifras nunca antes vistas en la pandemia, por la expansión de la variante ómicron por todo el planeta. En abril de 2022 la cifra ya rebasa los 500 millones.

Estados Unidos es el país con mayor cifra de muertos, con más de un millón de fallecidos; seguido por Brasil, con más de 684.000; e India, con más de 528.000 muertos. Así evoluciona el número de casos y muertes en el mundo.

Un año después del inicio de la pandemia, a finales de enero de 2021, el mundo alcanzó los 100 millones de contagios. Doce meses después se sumaron otros 300 millones, los 100 últimos en poco más de cuatro semanas. El país más con más contagios en términos absolutos sigue siendo Estados Unidos, seguido de India y de Brasil.

A lo largo del verano, los contagios se han reducido de forma consistente y, según el último informe de la Organización Mundial de la Salud, entre el 24 de agosto y el 4 de septiembre los casos se redujeron otro 12%, con 4,2 millones de nuevas infecciones. En ese mismo período, los fallecimientos bajaron un 5%, hasta las 13.716.

Por regiones, los casos detectados caen en todas ellas, con descensos muy significativos en el Mediterráneo Oriental (un 29% menos) y en el Sudeste Asiático (un 22%). En cuanto a las muertes, solo crecen en América, con un aumento del 6%, mientras que el Sudeste Asiático y Europa registran descensos superiores al 20% en esa semana. Globalmente, se trata del nivel más bajo de mortalidad de la pandemia desde marzo de 2020, pero la OMS advierte de que estos datos deben seguir interpretándose con cautela, ya que varios países -entre ellos España- están haciendo cambios en sus estrategias de detección.

Por países, Japón fue el que más casos registró, con 1,1 millones, seguido de Estados Unidos y Corea del Sur, que rondaron los 585.000 contagios cada uno. Estados Unidos es, además, el país con más fallecidos por COVID-19, con 3.558 muertes, lo que representa un incremento del 26% respecto a la semana previa. (I)

RTV.