1550X220

Apagones y el IVA al 15% golpearon el bolsillo de las familias y redujeron la popularidad de Noboa en más de 20 puntos

Los apagones de abril de 2024 (que llegaron hasta las 9 horas al día) profundizaron la caída de las ventas, los ingresos y el consumo. Ese mes también se registró la subida del IVA del 12% al 15%, lo que produjo una escalada de precios con efecto directo al presupuesto ya menguado de las familias ecuatorianas.

La inflación mensual de abril de 2024, con un 1,27%, fue la más alta de todos los meses de abril de los últimos 10 años. El nivel de abril de este año fue, por ejemplo, seis veces más que el de 2023

Si se analiza la inflación anual (2,75%), con corte a abril, la de 2024 fue la tercera más alta, solo superada por las de 2022 y 2015.

Aunque desde el Ministerio de Economía se aseguró que el IVA al 15% no había afectado a los productos de primera necesidad durante abril, y que “se habían realizado controles de precios efectivos con las intendencias”, el golpe al bolsillo fue real. En sectores como el automotriz se produjo una caída en ventas, y todo eso provocó un remezón político.

Caída de más de 20 puntos en la popularidad de Noboa

Según la última encuesta de Comunicaliza, realizada entre el 9 y 12 de mayo, se visualiza claramente que la conjunción de apagones y subida del IVA provocaron que la aprobación o popularidad del presidente de la República, Daniel Noboa, caiga más de 20 puntos en pocas semanas.

Hasta el 1 de febrero de 2024, antes de que se concretara la aprobación de la ley para subir el IVA, la popularidad de Noboa superaba el 80%; pero a partir de ahí inició una caída de más de 10 puntos (por debajo del 70% antes del inicio de los apagones).

Durante la crisis eléctrica, que puso en modo supervivencia financiera a familias y empresas, se produjo otra caída importante hasta que la aprobación presidencial se ubica actualmente en 59,3%.

Esto, más allá de transparentar el sentir ciudadano sobre la gestión y los resultados de Noboa, apunta a un cambio social importante.

La crisis económica, que incluye los bajos ingresos y las pocas oportunidades laborales, se empieza a posicionar como el principal problema de las familias ecuatorianas.

“Al inicio del Gobierno de (Guillermo) Lasso la preocupación central fue el Covid-19, pero la vacunación la sustituyó por problemas económicos. Al inicio del Gobierno de Noboa la preocupación central fue la inseguridad. Ya no más. Ahora son nuevamente los problemas económicos”, explicó Alberto Acosta Burneo, economista y editor de Análisis Semanal.

La subida del IVA, que fue la principal llave para abrir la puerta del trato con el Fondo Monetario Internacional (FMI), de acuerdo con Gerardo Verdecia, analista económico del Instituto Ecuatoriano de Economía Política, solo representa un alivio momentáneo y a corto plazo; pero sin reformas estructurales no solucionará realmente la crisis fiscal y el lastre que representa un Estado deficitario para el crecimiento y la inversión en el país.

Este 2024, con un crecimiento del 0,1%, se podría cerrar con una población ecuatoriana más pobre y endeudada.

Respaldo a medidas de Noboa, como la subida del IVA, puede erosionarse rápidamente

Muchos sectores políticos, sociales y empresariales, a pesar del golpe, han respaldado (y todavía lo hacen) la subida del IVA.

Sin embargo, todo ese apoyo se puede erosionar rápidamente. Cada vez se ve más complicado que se consigan grandes ingresos por el IVA en el arranque.

Si se analiza el crecimiento de las ventas, entre el primer trimestre de 2024 y el primer trimestre de 2023, solo se alcanzó un 0,7% más. Un año atrás el crecimiento era del 7%

Si se analiza solo marzo, antes de que subiera el IVA del 12% al 15%, las ventas gravadas con IVA crecieron 5,5% y las no gravadas con IVA cayeron 2,8%.

Es decir, la gente aprovechó la víspera para consumir antes de que el impuesto fuera más alto, pero en abril se registró un desplome pronunciado en ventas.

Así, la expectativa de recaudación adicional en 2024  se ve cada vez más lejana de los $1.000 millones y más cercana de entre $500 millones y $800 millones.

Esto significa que realmente se tendrá menos dinero para gasto de lo previsto y eso puede deslegitimar la medida.

A eso se suma que, desde el Gobierno no se ve ningún plan claro para reducir los atrasos y a hacer visible que el sacrificio de pagar más impuestos sirve para algo.

El Gobierno ha logrado bajar en algo los atrasos que se arrastraron de 2023; pero se han sumado nuevos atrasos por más de $1.500 millones en lo que va de 2024. Al final, actualmente el nivel de atrasos bordea los $6.000 millones a la espera de que empiecen a llegar los créditos del FMI y otros multilaterales. (JS)

¿Se está incubando una crisis como la de 1999?

Sin medidas estructurales de fondo, que incluya lo laboral, la seguridad social, la política de tasas de interés, los subsidios, la atracción de inversiones y la producción petrolera, “medidas como el IVA, que son acertadas, pero parciales, se desprecian sin cambios estructurales a los problemas del país”, según el exvicepresidente de la República, Alberto Dahik.

“Se deben hacer cambios estructurales, a fondo y sin tibiezas, o vamos camino a una crisis como la de 1999”, dijo Dahik durante una entrevista en Radio Democracia.

En las circunstancias actuales, sin un plan económico claro, todo el aumento del IVA solo alcanzará para compensar los ingresos fiscales que se perderán por el cierre del ITT.

No se podrá compensar, sin embargo, los ingresos por balanza de pagos que genera el ITT vía exportación de crudo. Con eso, el riesgo país volverá a aumentar en poco tiempo y el modelo económico del Ecuador seguirá siendo insostenible.

Fuente: Diario La Hora

COMPARTIR ESTA NOTICIA

Facebook
Twitter

FACEBOOK

TWITTER


Warning: Undefined array key "feed_track" in /home/kchfm/public_html/wp-content/plugins/ultimate-twitter-feeds/includes/classes/Utfeed.php on line 61