El Frente Parlamentario Anticorrupción (FPA) solicitó a la Contraloría General del Estado que se inicien exámenes especiales a 3.792 contratos, con presuntas irregularidades, correspondientes a la Corporación Nacional de Electricidad (CNEL) y a la Corporación Eléctrica del Ecuador (Celec).

Los contratos suman alrededor de $ 864,7 millones y fueron firmados entre 2020 y 2022, expuso el FPA en un oficio dirigido al contralor Carlos Riofrío, el miércoles 18 de enero.

En el documento de 20 paginas se describe que desde agosto de 2022 el asambleísta Fernando Villavicencio solicitó a la Comisión de Fiscalización y Control Político que convoque a altas autoridades de las empresas públicas, ya que se tuvo conocimiento de posibles irregularidades sobre la administración, manejo y disposición de recursos públicos en las empresas estatales.

Los funcionarios que Villavicencio pidió citar en aquel momento fueron: Hernán Luque, presidente del Directorio de la Empresas Coordinadora de Empresas Públicas (EMCO); Oswaldo Rosero, gerente subrogante de Flopec; Nicolás Andrade, gerente de Celec; Antonio Icaza, gerente de CNEL; Washington Gallegos, gerente subrogante de Petroecuador; Ralph Suástegui, gerente de la Corporación Nacional de Telecomunicaciones (CNT); Xavier Vera, exministro de Energía; y, Xavier Ugolotti, director de la Agencia de Regulación y Control de Energía y Recursos Naturales No Renovables. Sin embargo, no todos asistieron.

Posteriormente, en diciembre de 2022 y enero de 2023, el legislador solicitó a los gerentes de Celec y CNEL que remitan información relacionada con los contratos adjudicados por las unidades de negocio de las empresas eléctricas desde el año 2020 hasta la actualidad, con el fin de investigar posibles actos de corrupción.

Los datos fueron entregados por las autoridades el 11 de enero. El titular de CNEL, Antonio Icaza dio a conocer que entre 2020 y 2022 se firmaron 2.098 contratos por un monto aproximado de $ 510 millones; en tanto, Gonzalo Uquillas, gerente de Celec, proporcionó información de 1.694 contratos valorados en alrededor de $ 354,6 millones.

El Frente Parlamentario describió al contralor del Estado en el oficio que, según información obtenida por el grupo, varias empresas y personas naturales estarían vinculadas a una presunta trama de corrupción, que según publicaciones periodísticas, involucran a altas autoridades, mandos medios de las empresas públicas, empresario y lobistas.

Se señala que uno de los supuestos integrantes del esquema sería Leonardo Cortázar Arcos, quien tendría nexos y conexiones, principalmente en Celec, CNEL y Senae. Por la información recopilada, el FPA anotó que Cortázar habría trabajado con una serie de operadores, con el propósito de asegurarse contratos millonarios.

Se mencionó que Karen Cornejo también formaría parte de la estructura delictiva, quien con un grupo de empresarios, vinculados societariamente entre sí, son contratistas recurrentes de CNEL. Fernando Villavicencio, en declaraciones a Teleamazonas, dijo que se recurrieron a supuestos mecanismos de concursos para adjudicar los contratos, pero que todas las empresas estaban coludidas.

Reiteró que Cortázar sería uno de los operadores centrales de esta estructura, que vendría desempeñando este rol desde la época del gobierno de Rafael Correa. Además, el legislador recordó que el expresidente de la EMCO, Hernán Luque, nombró a los gerentes de CNEL y Celec, y que durante ocho meses se negó a comparecer ante la Comisión de Fiscalización.

Para el jueves 19 de enero está previsto que el Frente Parlamentario Anticorrupción proporcione más detalles sobre el tema en una rueda de prensa. (I)