Barcelona superó a Real Madrid y se consagró campeón de la Supercopa de España

En el King Fahd Stadium de Riad y por la final de la Supercopa de España , Barcelona superó por 3-1 a Real Madrid y se consagró campeón.

El Blaugrana jugó un excelente primer tiempo en el que pudo plasmar en el marcador su claro dominio en el juego. A los 11 y 12 minutos, en acciones casi consecutivas, ya había estado cerca de quebrar el cero.

Primero, tras un centro de Gavi, Robert Lewandowski cabeceó por arriba del travesaño. Luego, entre Thibaut Courtois y el palo evitaron el gol de Lewandowski, quien había rematado desde la medialuna, y Álex Balde no pudo capitalizar el rebote.

A los 17′, en su única situación de riesgo en la etapa inicial, el Merengue respondió con un cabezazo de Karim Benzema que salió apenas desviado. Más allá del susto, los dirigidos por Xavi Hernández sostuvieron la iniciativa y a los 32′ abrieron el marcador.

A partir de una intercepción de Sergio Busquets, que aprovechó un mal pase de Antonio Rüdiger, y de una serie de pases rápidos y precisos, Lewandowski asistió a Gavi para que éste definiera de zurda ante la salida de Thibaut Courtois.

El Barça no se conformó y amplió la diferencia justo antes de ir al descanso, cuando, después de otra excelente jugada colectiva que tuvo a Busquets como iniciador, Gavi le sirvió el tanto a Lewandowski, quien solo tuvo que empujar la pelota en el área chica.

Ya en el complemento, a los 50′, una vez más el Madrid quedó mal parado y Courtois debió intervenir para taparle un mano a mano a Ousmane Dembélé, que había picado a las espaldas de un distraído Ferland Mendy.

A los 54′, tras un pase filtrado de Busquets, de gran actuación, el arquero belga detuvo otro mano a mano, en este caso a Lewandowski. Finalmente, a los 69′, llegó el 3-0: el polaco abrió a la derecha con Gavi y el volante sacó un centro para la llegada de Pedri, quien apareció por el segundo palo y liquidó el pleito.

Los comandados por Carlo Ancelotti dependieron casi exclusivamente de los arrestos individuales de Vinícius, y se vieron claramente superados por el Barça, que no solo que no sufrió para asegurar la victoria, sino que hasta por momentos se floreó exhibiendo su juego asociado.

De todos modos, en la última acción del encuentro, el equipo capitalino descontó por intermedio de Benzema, que venció a Courtois con su segundo intento desde adentro del área. (D)

Más Noticias