Gobierno no planea restricciones para Fin de Año, pero médicos aconsejan tener cuidados en reuniones masivas

No habría restricciones para el feriado de Fin de Año y Año Nuevo de este sábado 31 de diciembre, domingo 1 y lunes 2 de enero del 2023.

Francisco Pérez, viceministro de Gobernanza y Vigilancia de la Salud (s) del Ministerio de Salud Pública (MSP), señaló que las recomendaciones que siempre van a hacer es que se mantengan las medidas de bioseguridad.

“Otras restricciones no creemos que sean necesarias (…). Es algo complicado (que) cada vez que exista un repunte de casos nosotros digamos que se cierren comercios o que se limiten las actividades”, dijo en una entrevista en radio FM Mundo, al analizar la situación epidemiológica por COVID-19.

 

Instó a la corresponsabilidad ciudadana: si una persona tiene síntomas respiratorios, que use mascarilla y evite ir a reuniones sociales o familiares para proteger al resto de la población.

Andrea Gómez, médica, salubrista y epidemióloga, consideró que las personas que tengan síntomas respiratorios deben evitar acudir a las reuniones familiares, ir al médico en casos necesarios y mantener medidas de bioseguridad en los domicilios.

“En el caso de Fin de Año, motivar el uso de mascarilla, mantener la vacunación al día, evitar reuniones masivas en lugares cerrados…”, opinó Gómez.

A criterio de Víctor Álvarez, expresidente del Colegio de Médicos de Pichincha, en las fiestas de Fin de Año se deben evitar las reuniones masivas y familiares en las que se pueda poner en riesgo a grupos vulnerables.

En redes sociales y en medios radiales se promocionan reuniones en restaurantes y hoteles con música en vivo, comida y bebida.

En Ecuador aún se mantiene el uso de la mascarilla en espacios abiertos. Carlos Granja Medranda / EL UNIVERSO Foto: El Universo

Para el feriado de Navidad no hubo restricciones y el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) nacional ratificó las medidas del pasado 7 de diciembre, es decir, uso obligatorio de mascarilla en lugares poco ventilados y en donde no se pueda mantener el distanciamiento, como en los lugares de trabajo, transporte público y aulas.

Además, el tapabocas se debe usar en hospitales, centros de salud y laboratorios; lo deben usar también aquellas personas que padezcan sintomatología respiratoria.

Recomendó el uso del tapabocas en espacios abiertos donde haya eventos masivos y aglomeraciones donde no se pueda mantener el distanciamiento físico; también, el lavado de manos, uso de alcohol en gel y distanciamiento.

Pérez explicó que desde hace aproximadamente seis semanas se ha registrado un aumento de casos de coronavirus, y la semana anterior hubo —por primera vez en cinco semanas— una ligera disminución de casos.

Estimó en alrededor de 7.500 los casos de hace quince días; y en la anterior, 5.600, pero señaló que aún habrá que esperar.

Si bien ha habido un ligero aumento de la mortalidad, no ha sido importante la presión sobre el sistema hospitalario, acotó.

En las últimas dos semanas hubo quince personas fallecidas: cinco la semana anterior (del 18 al 24 de diciembre) y diez muertos hace quince días (del 11 al 27 de diciembre).

Washington Rueda, responsable de Vigilancia Epidemiológica de la Coordinación Zonal 9, que corresponde al Distrito Metropolitano de Quito del MSP, indicó que la positividad por coronavirus está en 26,6 %, pero con la aplicación de pruebas de antígenos.

Pérez mencionó que ha coincidido el coronavirus con el aumento de sintomatología respiratoria, sobre todo en niños, que se ha observado en áreas de emergencia y consulta externa.

Para el funcionario, el COVID-19 va a tener un comportamiento estacional y coincidirá con la circulación de otros virus, como por ejemplo el de la influenza.

Y acotó que probablemente será bianual, en festividades de diciembre y a mediados de abril, cuando aumenta la temporada de lluvias. Ello provocaría pequeños aumentos en el número de casos. (I)

Fuente: El Universo

Más Noticias